diciembre 6, 2022

Alberto Fernández responde a sus críticos: «Cuando un compañero habla mal de otro, empieza a dejar de ser peronista» | Sobre los dichos de Máximo Kirchner



El presidente Alberto Fernández advirtió este domingo que «garantizar que la derecha no vuelva a Argentina, fundamentalmente por el bienestar del pueblo, es un deber que tenemos todos en nuestro espacio», y remarcó que el Frente de Todos (FdT) «no es de 3 o 4 dirigentes». Agregó: «Perón enseñó que cuando un compañero habla mal de otro compañero, empieza a dejar de ser peronista. Respeto todas las opiniones y miradas, nadie ha hecho más por la unidad que yo y nadie pondera más la unidad que yo», afirmó.

El presidente señaló que sus palabras no estaban dirigidas a Máximo Kirchner, quien ayer cerró el Congreso del PJ bonaerense en Mar del Plata, y en varios pasajes de su discurso fue duro con la situación actual del país: “Me llena de tristeza como está”, afirmó

En ese sentido el presidente, señaló en una entrevista radial esta mañana que: «No le estoy respondiendo (particularmente) a Máximo, porque hay muchas críticas. Máximo tiene todo el derecho, es un hombre respetable, yo tengo buena opinión de él. De ningún modo le estoy contestando. Yo respeto a todos, aquí nadie sobra, por lo tanto cualquier opinión es respetable. Solo llamo a la reflexión, no está entre nosotros la adversidad», aclaró.

Sobre candidaturas y las PASO

«Entre nosotros tenemos matices, formas diferentes de ver las cosas, y todas son respetables», insistió. Consultado sobre las declaraciones de Máximo Kirchner, que dijo que Fernández está embarcado en un proyecto personal, el presidente dijo que «se trata de una mirada equivocada», ya que «yo no creo en los personalismos, sino que formamos parte de un proyecto, que todos somos fungibles y que algunos son más necesarios que otros, y tal vez en esta etapa fui necesario yo y en la que viene sea necesario otro».

Agrego: «Tenemos que entender que la Argentina tiene urgencias y que tenemos que ver cómo resolver las urgencias esas en un escenario muy difícil», con una guerra, una pandemia y la herencia de la deuda con el FMI, exigió el mandatario.

Consultado sobre si será candidato a presidente el año próximo, expresó: «yo tengo la decisión de que ganemos las elecciones en el 2023. Y yo sé que es posible». Y «lo que le pido a todos los compañeros es que me ayuden a eso. Después discutiremos quién es el mejor candidato o candidata. Y la mejor forma de discutirlo es votando, porque ahí el que gana tiene una fortaleza mayor», agregó, en referencia a las PASO.

«No está en mis manos ir contra las PASO. Es una decisión que tiene que tomar el Congreso, no yo. Los temas electorales están vedados al presidente», subrayó, al tiempo que recordó que las PASO fueron un «gran hallazgo de Cristina». En tanto, con respecto al diálogo que mantiene en la actualidad con la vicepresidenta, Fernández aseguró que cuando «necesita» hablar con Cristina Kirchner la llama, aunque no quiso precisar la última vez que conversó con ella.

Renta inesperada y bono de fin de año

En otro tramo de la entrevista, pidió que el «Congreso de la Nación trate la ley a la renta inesperada, porque aquí como consecuencia del aumento de los alimentos y la energía en el mundo muchos han ganado mucho dinero inesperadamente» y es necesario «redistribuir mejor los ingresos de la Argentina».

Alberto Fernández sostuvo también que el Gobierno está «estudiando el tema» del otorgamiento de un bono de fin de año para los trabajadores formales, aunque aclaró que «hay que verlo con cuidado».

«Veo lo mismo que Cristina: hay que tratar de recomponer los ingresos más bajos y hay que tener en cuenta cómo es el universo de los salarios más bajos«, expuso el mandatario.

En ese sentido, planteó: «hay que ver dónde hacer el corte, porque ponele que hacés el corte en alguien que gana $90.000 y le das una suma fija de $30.000. Ese pasa a ganar $130.000 y el que gana $100.000 dice ‘¿y yo?’. No es un tema fácil de resolver, por eso yo apuesto mucho a las paritarias».

Inflación y el acuerdo con el FMI

En la entrevista, Fernández evitó adelantar las medidas específicas para bajar la inflación y pidió «dejar trabajar a (Sergio) Massa en ese tema» porque «todo lo que se dice en materia inflacionaria puede ser usado malamente para generar expectativas negativas y hoy en día las expectativas económicas cuando ve lo que está pasando con el dólar y las acciones argentinas son buenas».

No obstane, descartó la posibilidad de una devaluación. «Una devaluación brusca es empobrecer a la gente y eso no lo queremos hacer», afirmó.

Sobre el acuerdo con el FMI que firmó su gobierno, destacó que «básicamente nos sirve para que recuperemos aire y ver cómo enfrentar las obligaciones en 2027».

Causa Vialidad

Fernández también habló sobre el juicio conocido como «Vialidad» que se sigue contra CFK. «¿Qué haría si la condenan? Descreería de la justicia, porque no encuentro en la teoría del delito cómo puede Cristina ser acusada y condenada por un caso así«, opinó.

Consultado sobre la posibilidad de un indulto, respondió: «yo quiero que el juicio avance y realmente confío que alguna vez la justicia entienda lo que está pasando. Escucho que algunos dicen ‘poné en comisión a todos los jueces’. Yo no puedo hacer esas cosas, no tengo potestad. Yo espero que en algún momento como la Corte de Brasil hizo con Lula alguien seriamente tome cartas en el asunto y se de cuenta lo que ha pasado en este juicio y con Cristina puntualmente».

Además, continuó, «Cristina ha dicho públicamente que ella se sabe inocente y no quiere que hablemos de indulto, así que no lo voy a hablar».

Calidad institucional

Por otro lado, destacó el “salto en la calidad institucional” que dio su gobierno, en contraste con la gestión del expresidente Mauricio Macri.

“Yo me voy a ir con la tranquilidad de que a ningún empresario lo llamé para decirle que me dé el 1% de su patrimonio para que yo sea presidente. Voy a tener la tranquilidad de que ningún argentino va a decir que yo lo mandé a espiar, porque la Agencia de Inteligencia solo funciona para cuestiones externas. Voy a tener la tranquilidad de que todos los operadores judiciales que existieron en todos los tiempos, en mi gobierno no existieron. Voy a tener la tranquilidad de que yo no tuve una mesa judicial que inventara causas para mandar presos a los que opinaban en mi contra”, enumeró.

El desafío como región

En cuanto al contexto regional, Alberto Fernández remarcó la necesidad de «unir a América Latina y El Caribe» y «entender el desafío que tenemos como región», ya que la FAO está anunciando una hambruna que afectará a más de 300 millones de personas y, frente a eso, «nosotros podemos ser muy buenos productores de alimentos», aseguró. 

«Las regiones se empiezan a preguntar para qué sirve la globalización porque cuando tienen problemas la globalización no acude en ayuda», reflexionó el mandatario en diálogo con Futurock. Por eso, «hay que fortalecer las regiones y hay que unir a América Latina y El Caribe». 

«Creo que tenemos que entender el desafío que tenemos como región. Y las oportunidades, porque el mundo va a reclamar seguridad alimentaria. La FAO está anunciando una hambruna que va a afectar a más de 300 millones de personas, que están en su mayoría en el hemisferio sur», observó. 

«Nosotros podemos ser muy buenos productores de alimentos. Por eso estoy pidiendo que en el Congreso se pongan de acuerdo para avanzar en la Ley de Agroindustria», agregó. Y señaló, en ese sentido: «Lo que nosotros debemos es darle institucionalidad a la CELAC y empezar a tener normas que empiecen a regirnos a todos los países de la región». 

Noticia en desarrollo



Source link

HOLA
GRACIAS POR ESCRIBIRNOS!!
Escanea el código
HOLA!! SOMOS RADIO INDEPENDENCIA, EN QUE PODEMOS AYUDARTE?